¿Buscas invertir en propiedades? No hay mejor momento que el actual

Durante los últimos años, el mercado inmobiliario en Chile ha sido testigo de una explosión que parece ser constante y no se detendrá. Las tasas de interés de los agentes bancarios y el precio del IVA indican que no hay mejor momento para invertir en esta área que ahora.

Con todo el 2019 por delante, las proyecciones y análisis arrojan los mismos datos. Y es que también las políticas tributarias impulsadas en el Gobierno han favorecido dicha situación.

La rebaja del IVA en las viviendas fue un factor determinante. También se ha gestionado ayuda en subsidios en bienes de hasta 4.000 UF, de manera que la clase media se ha visto beneficiada.

Incentivar el acceso a la vivienda

Uno de los objetivos de la reforma tributaria y sus modificaciones en el área habitacional, lo que genera una democratización de lo anterior. Y en especial en cuanto a departamentos, esto se ha vuelto realidad, reflejadas en las compras de los últimos años.

El 2018 ya se registró una demanda histórica, en especial en la Región Metropolitana. Cada vez más jóvenes profesionales también optan por la inversión inmobiliaria como una proyecto seguro a futuro.

“Los llamados millennials o baby boomers se han transformado en buenos compradores, por las posibilidades de créditos hipotecarios que existen hoy en día. Esto permite que quienes están en sus primeros años de trabajo, se arriesguen más”, comenta Juan Diego Avendaño, CEO de Doomos.cl.

Avendaño también remarca que, además de los “nuevos profesionales”, las familias jóvenes también están dudando menos a la hora de comprar en vez de arriendo. Todo esto ha cambiado la configuración y refleja las oportunidades que se están brindando en este ámbito.

En el caso específico de la venta de departamentos, estos ya no se compran sólo para vivir, sino más bien se están comprando como inversión.

Un momento crucial para el mercado

Si bien todos los factores parecen beneficiar al consumidor, a la vez los precios de inmuebles han aumentado en todo el país.

La velocidad a la que se vive este crecimiento, también ha acelerado la necesidad de ver medidas gubernamentales que permitan, como se mencionó anteriormente, continuar incentivando la democratización del acceso a la vivienda.

“El valor de las propiedades plantea la incertidumbre sobre a qué sector se está enfocando realmente este beneficio”, responde ante esto el Presidente del Centro Internacional de Globalización y Desarrollo, Andrés Solimano.

“Si tenemos 2.000 y 4.000 UF de costo, las constructoras pueden acentuar en un 70 % u 80 % del costo, lo que lleva a unas 6 – 7.000 UF finales, lo que no es acorde a la clase media en su totalidad”, sentencia.

De todas maneras, Juan Diego Avendaño ─de Doomos- contra argumenta que sí existe la posibilidad de que más personas puedan comprar viviendas, debido a las tasas de interés que hoy se encuentran en la banca.

De todos modos, ese fenómeno activa la economía, da nuevos empleos, y proyecciones de mejor calidad de vida para todos los chilenos y chilenas.

Compartir: